Secremovilidad señaliza nuevas calles en Neiva

0

La Secretaría de Movilidad de Neiva estableció Zonas 30 en varios lugares de la ciudad. Se trata de señalización horizontal -que se marca en el piso- para restringir la velocidad de los vehículos. Están demarcadas de color rojo con la señal reglamentaria de 30 kilómetros por hora, que es el límite máximo para ese tramo.

La cartera de movilidad, a cargo de Jimmy Puentes Méndez, hasta el momento está implementando Zonas 30 en tres puntos: en la carrera Primera sobre la Universidad Surcolombiana y los colegios cercanos; en la Avenida Buganviles a la altura de la Universidad Antonio Nariño y el colegio Colombo-Inglés, y en la carrera 14 cerca a la Institución Educativa Agustín Codazzi, sede El Rosario.

“Inicialmente son sitios de prueba para luego colocar la señalización en los puntos de la ciudad que lo requieran, especialmente en zonas escolares y de afluencia de público como iglesias, hospitales, entre otros. El único propósito es proteger la vida de los peatones y ciclistas que son los más vulnerables en la actividad transportadora”, explicó Wilson Trujillo Medina, jefe de la Unidad de Seguridad Vial de la Secretaría de Movilidad.

Además de la pintura en el pavimento, se instalaron reductores de velocidad para proteger la entrada y salida de los niños y adolescentes de sus centros de estudio. El llamado para los neivanos es  acatar esta señalización.

Resultados del convenio

Este proyecto hace parte de las estrategias que surgieron del convenio entre la Alcaldía de Neiva y la Agencia Nacional de Seguridad Vial, ejecutado desde octubre de 2016. El objetivo principal de esta alianza es disminuir los índices de muertes por accidentes de tránsito en la ciudad.

“Vamos a seguir haciendo los estudios porque todos los elementos de seguridad vial tienen que estar acompañados de un análisis para tomar la decisión de los puntos donde se va a seguir implementando esta estrategia. El convenio ha sido muy bien aceptado, con excelentes resultados porque hemos reducido la mortalidad”, precisó Trujillo Medina.

Los recursos de inversión fueron aportados en su totalidad por el ente nacional en un contrato que también incluyó la señalización de la doble línea de detención en los cruces semaforizados y de la ciclorruta de la carrera Segunda, además de la instalación a finales del año 2016 de paneles de medición de velocidad y clasificación de tipo de vehículos en tramos críticos.